CNN+


Soy insomne. Un insomne intermitente, inconstante, aficionadillo nada más a lo de recibir un nuevo día sin haber despedido aún al anterior. Un insomne a plazos que ocupa las horas que deberían ser del sueño en escuchar la radio y leer (principalmente podcats de Asuntos propios, El ojo crítico o La rosa de los vientos en lo que atañe a lo primero, y La odisea en lo concerniente a lo segundo, a estos tiempos y a las obligaciones de lo mío). Y hasta ahora, también en rellenar de madrugada croasanes del Mercadona con Nutella, acompañados de cualquier cosa bebible y seguidos de un cigarrillo clandestino, mientras me ponía al tanto de lo que acontecía por estos mundos nuestros mirando CNN+. Hace un par de semanas leí en el muro de uno de esos grupos a los que estoy suscrito en Facebook que sustituían CNN+ por un canal de 24 horas de Gran Hermano. Como soy seguidor de El mundo Today pensé que la noticia no era sino otra chanza de sus redactores, pero a los días comprobé que era real y que Gabilondo, con el que aun discrepando en la mayoría de las ocasiones me une la simpatía por la idea del periodismo como servicio público, J. Mª Calleja, Antonio San José (el mejor entrevistador de la televisión nacional), y con ellos el resto de equipo técnico, corresponsales, presentadores y guionistas, pasarían a engrosar la vergonzosamente desmesurada trupe de lo que, en un miserable alarde eufónico, se llama ahora trabajadores no activos. Miguel, un buen amigo con el que suelo emborracharme y platicar sobre politiqueos y otros asuntos de mejor gusto, defensor del ideario económico del libre mercado, sostiene que la competencia entre empresas siempre redunda en un mejor servicio para el consumidor. Yo soy de los que piensan que el único servicio que se me viene a la cabeza cuando pienso en las chonis y los analfabetos de gimnasio del programa de la Milá es el que se adorna con un váter hasta las trancas de mierda.

Quizá algunos penséis que este cambio es una prueba de que las cosas van a peor. Para mí, es otra evidencia de que ya somos ese peor.

Feliz año nuevo a todos.

14 comentarios:

marcela dijo...
31 de diciembre de 2010, 17:38

J, ¿aún dices feliz año?. yo también te deseo lo mejor, que tal y como están los tiempos no sabemos otra cosa que debemos de untarnos de nocilla las tostadas por la noche.
Yo también soy una insomne desde hace muchos años.
Y te diré un secrto, a veces iba a la CNN al telediario para hablar de arte.
Besos.

J. dijo...
31 de diciembre de 2010, 17:48

Marcela: Yo de arte sé incluso menos que de lo demás. He estado unos días visitando lo del Manifiesta 8, pero he de reconocer que se me escapa lo del arte contemporáneo, aunque prometo seguir poniendo empeño. Si vuelves a la tele, avisa con tiempo ;)

migwell dijo...
31 de diciembre de 2010, 18:53

El mercado es el mercado, y Vasile es el rey de la televisión, televisión basura con la que inunda a este país día tras día, hora tras hora, mientras mejora sin parar sus datos de audiencia y rentabilidad.

Y Prisa, empresa venida a menos desde que perdió el favor del gobierno (Jaume Roures de nuestros amores) está ahogada, tan ahogada que ha tenido que vender al diablo sus cadenas de televisión en abierto.

Nadie le puede obligar a ningún empresario a mantener un canal de información si no es rentable, por muy bueno que sea. La pregunta aquí es por qué Gran Hermano sí es rentable, por qué Transformers es una película muy vista o por qué Andie y Lucas se creen bendecidos para la música... Sí, vamos a peor sin duda, ¿por qué? no tengo la respuesta, LOGSE, pero la buscaré ;) Feliz año.

Blue dijo...
1 de enero de 2011, 23:44

La cosa es como para no dormir, pero yo debo ser una inconsciente porque el sueño es difícil alterármelo.
Hacer que el canal GH sea rentable no debe ser difícil ¿Cuantas personas y dinero hacen falta para mantener abierto ese canal? Supongo que poco, por lo tanto con que lo vean los familiares de los frikis que participan en él y cuatro aburridos más, ya salen las cuentas. Me gustaría saberlo.

Preferiría ver a Marcela en el telediario, claro, pero es mala, ja, ja (siempre me avisa a toro pasado ;-)

Saludos, J. Feliz 2011.

Anele dijo...
2 de enero de 2011, 5:23

Siempre tienes un punto de razón desesperante. Debe ser por eso que prefiero tu otro tipo de entradas.
Qué la locura me atrae de tal forma que siempre me deja un resgusto amargo y delicioso.

Feliz insomnio 2011
Te beso.
;)

Uno de los Dos dijo...
2 de enero de 2011, 11:50

Diez años ha durado la cadena que en su momento PRISA compro los derechos .Yo la empece a ver después de que la tdt, no la regalara y he de reconocer que me engancho..y me imagino que como yo habrá alguien más ¿por qué? no han aguantado un poco más,en fin ellos tendrán los números.
Feliz año
juan anto.

Demián dijo...
2 de enero de 2011, 22:19

Soy de los que piensan que sí vamos a peor.
También echaré en falta ese canal ocupado ahora por los que tú tan bien has definido.
Buen post.
Un saludo

P. Ramone dijo...
3 de enero de 2011, 3:35

¿Significa eso que ahora Iñaki Gabilondo podrá estar nominado?

Desclasado dijo...
3 de enero de 2011, 19:41

¿Que lo han cambiado por Gh? Pues como dicen casi lo mismo...

Bueno, en serio: me ha tocado los cojones que el mismo Gabilondo de "necesitamos más tensión", salga ahora incitando a la rebelión cuando le han jodido a él el chiringuito. Y en el garito de ccoo, na menos...
Vamos, que uno de los que ha colaborado fehacientemente al estado actual de las cosas, de repente se nos vuelve revolusionario de garito trasnochao subvencionao.

Dicho esto: todo el mundo tiene derecho a rectificar.

Kez dijo...
3 de enero de 2011, 23:48

La cosa es que CNN es tan resultado del libre mercado como GH. CNN es un simulacro de información [el eslogan "está pasando, te lo estamos contando" es, si somos serios, una broma de mal gusto], mientras que GH es un simulacro de entrenimiento, o una broma de mal gusto elevado a la enésima porqueria. Creo que la exposición me retrata en el lado en el que estoy, en el del simulacro "ilustrado".

Un saludo, J., creo que contar esto con la espesura con la que lo he contado me indica que a mi hoy me espera (también) una noche insomne. Prometo no sintonizar con Gran Hedor 24 horas. jeje.

J. dijo...
4 de enero de 2011, 14:52

Antes que nada, mis disculpas por la tardía autorización de los comentarios. He estado unos días sin conectarme a Internet.

migwell: El problema es precisamente ése, que la rentabilidad financiera y la calidad de los contenidos son dos conceptos que tienden, cada vez más, a convertirse en opuestos.

Blue: ¿Y si metemos a Marcela en GH para que los ponga firmes a todos? ;)

Anele: Yo también prefiero el otro tipo de entradas, pero son malos tiempos para la lírica. Lo cierto es que ya siempre lo son, excepto para los que gustan de escribir tragedias griegas.

Uno de los Dos: Bienvenido a esta casa, Juan anto. Los números, siempre los números. El otro día escuché en un programa radiofónico sobre economía que los agentes de bolsa se están extinguiendo, y los van sustituyendo superordenadores que realizan millones de operaciones por segundo. Curiosamente, se basan en parámetros como el tiempo atmosférico. Por lo visto, cuando luce el solecito en NY suele ser bueno para Wall Street.

Demián: Gracias. Siempre nos quedarán los libros ;)

P. Ramone: Gabilondo sería un gran aporte en la casa. Seguro que se lo pasaba pipa con lo que a él le gusta "la tensión".

Desclasado: Tú siempre tirando tarascadas. No es Gabilondo santo de nuestra devoción, cierto, pero una mancha de café en su corbata tiene más interés que la casa de los pencos de aquí a Lima.

Kez: ¿Otro insomne? Claro, te pasas las noches escuchando canciones tristes... ;)

Muchas gracias a todos por la visita y el comentario. Un año que comienza en tan grata compañía no puede ser malo (del todo).

Camino a Gaia dijo...
5 de enero de 2011, 17:11

La audiencia no lo es todo, ni siquiera para el mercado. La gratuidad de los contenidos televisivos no es tal, pagamos exponiendo nuestras mentes a la alienación por publicidad, dejando que nos inciten de forma mas o menos rastrera a comprar. Pero no solo importa el número de personas, sino su disposición a comprar el producto anunciado. Aunque un programa tuviera mucha audiencia, si los espectadores no responden a la llamada del anunciante tampoco resultaría rentable.
El sistema de libre mercado se realimenta a sí mismo y crecerá hasta colapsar. Esta crisis es el resultado de un colapso evitado a base de dinero público. Alimentamos a un monstruo que terminará devorándonos.syw

maryshelley dijo...
11 de enero de 2011, 22:36

J, perdona pero si quieres meterme en G.H para ponerlos firmes, vas errado.
Yo la mili la hice en el parvulario, y solo me juntaba con los de la liga de "los sin bata"
Gabilondo, es un hombre cn una ideología tan evidente que le ha llevado a cobrar más de 6 millones de euros al año.
Así es muy fácil estar del lado de los menesterosos.
Mira J, yo también la veía, pero lo que dice Kez y Descla tienen mucha razón.
Para terminar te diré que cada vez que me llamaban para hablar de arte era porque un cuadro había alcanzado tropecientos millones en una subasta, que habían robado cuadros por valor incalculable y otras noticias, que tenían que ver con la estética más pura.
Yo iba y a veces me cachondeaba hablando de los ricos y les encantaba.

Anónimo dijo...
2 de febrero de 2011, 16:05

Pues está clarísimo.